BLOG XFV

Entradas con la etiqueta ‘BORA BORA’

7 de octubre de 2013

Contratamos nuestra luna de miel a través de Xavi Fernández Viajes, y ahora sabemos que no podríamos haber escogido mejor. Christian fue quién nos atendió desde el primer momento, y ¡qué decir! ¡Encantados desde el principio! Lo que más nos gustó fue su conocimiento de cada uno de los destinos, no es lo mismo que te guíe alguien que ha visto muchos catálogos de viaje, a que lo haga alguien que ha visitado todos esos sitios en primera persona.

Lo primero fue exponerle los destinos que nos apetecía visitar, la duración del viaje, y nuestro presupuesto. A partir de ahí él se ocupó de todo, nos buscó alternativas, nos varió itinerarios y hoteles, todo para montarnos el viaje a medida con el que soñábamos.

Enhorabuena Christian, ¡prueba superadísima y con nota!. Finalmente decidimos hacer un combinado, Costa Oeste de EEUU + Polinesia.

San Francisco nos encantó. El Hotel Frank está situado justo al lado de Union Square, muy céntrico y perfecto para moverte tanto en tranvía como en autobús. En nuestra opinión el hotel está genial, una habitación sencilla pero con todas las comodidades, y en recepción hablan español. De las cosas que hicimos nos gusta una que nos recomendó Christian: cruzar el Golden Gate en bicicleta, comer en Sausalito y volver en ferry. Fue un día divertido y original. Nos quedaba una última cosa por hacer antes de ir a Las Vegas: probar el pastel de queso tan espectacular que nos había recomendado Christian en The Cheesecake Factory, en la terraza del Macy’s. ¡¡¡¡¡¡¡¡Brutal!!!!!!!

 Las Vegas (siguiente parada) nos fue de lujo. Christian nos recomendó el Hotel Cosmopolitan of Las Vegas con un tipo de habitación ¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡absolutamente espectacular!!!!!!! Vaya vistas y vaya habitación. Insuperable. Un 10. En el hotel, el trato fue exquisito. Era más caro que otros, pero valió la pena. Eso sí, la temperatura en la calle era… 43ºC. con lo que usamos la fabulosa piscina del hotel. De cine (aunque no estábamos solos cómo podéis ver en las fotos…).

Hicimos la excursión al Gran Cañon desde Las Vegas en avioneta y fue la guinda de la Costa Oeste. Lo del Gran Cañon es como ir a otro planeta. ¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡Tremendo!!!!!!!!!!

Luego volamos a Los Angeles y de aquí al paraíso: la Polinesia Francesa, con Moorea y Bora Bora.

Nos alojamos en el Hotel Sofitel Ia Ora  (en Moorea) y en Bora Bora, en el Hotel Sofitel Motu Private Island . ¡¡¡¡¡¡¡¡ Impresionantes los 2!!!!!!!

Aunque el de Bora Bora encima del agua… era un sueño. Un placer indescriptible. Hicimos excursiones en 4×4 en las dos islas. La de Bora Bora te llevan a varias puntos con vistas, a ver 2 cañones americanos, explica algunas cosillas de la cultura de allí, y acaba en la granja de perlas, donde te explican más o menos el proceso de cultivo. Fue muy instructivo. Y la que nos gustó más fue la que hicimos en canoa por el lagoon interior de Bora Bora: vimos mantas rayas gigantes, jardines de coral enormes, etc. ¡¡¡¡Flipamos!!!!! ¡¡¡¡¡¡Había tantos peces!!!!!!! Tanto en Moorea como en Bora bora los colores son impresionantes. No hay foto que pueda mostrar la realidad de Polinesia. ¡¡¡¡¡¡Hay que ir para verlo!!!!!!!!! La boca abierta se nos quedaba cada 2×3… La parada última del viaje fue Los Angeles. Teníamos alquilado desde el aeropuerto un Ford Mustang descapotable (otra recomendación de Christian) y la verdad es que fue una maravilla. Era como estar dentro de una película.

 El Hotel Chamberlain estaba inmejorablemente situado, al lado de Sunset Boulevard. El ambiente era fantástico, tanto en el hotel como en los alrededores. Gran ubicación, servicio increíble, mejor ambiente y una habitación muy espaciosa. Nos alojamos por 2 noches y nos sentimos como en casa. No paramos de ver cosas por toda la ciudad y fuimos hasta el lugar donde el cartel de Hollywood queda más cerca. Casi lo podíamos tocar con las manos. ¡¡¡¡¡¡¡¡¡Incluso vimos el edificio de la Jungla de Cristal!!!!!!! (no sabíamos que existía y Christian nos lo recomendó cuando se dio cuenta de que nos gustaba el cine. Venice Beach y Santa Mónica fueron geniales para ir a cenar.

En fin, un viaje irrepetible y maravilloso, lleno de detalles y recomendaciones que se nos hubieran pasado por alto si no llega a ser por Christian. Internet puede estar muy bien pero la experiencia y el haber estado en un lugar varias veces, ¡¡¡¡¡¡¡¡no tiene precio!!!!!!!!!! ¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡Muchiiiiiiiiiiiiiiiisimas gracias por todo!!!!!!!!!!!!!!!

P.D.: Ya estamos soñando con el viaje a Japón del próximo año que también haremos con Christian (nos dijo que había estado varias veces, así que no tendremos ninguna duda).

Leyre y José.





20 de septiembre de 2013

Hace ahora un año, Amalia y yo nos pusimos a buscar una idea original con la idea de casarnos, y rápidamente se nos antojo una pequeña locura: Y si lo hiciéramos al otro lado del planeta? Nos atrevemos a hacerlo en un paraíso terrenal como es la Polinesia?

Buscando entre varias agencias especializadas de Francia y Madrid, no terminamos de entendernos con lo que nos proponían, imposición de rutas, precios abusivos… seguimos buscando hasta entrar en contacto con Xavi Fernandez Viajes.

Era aquí mismo, en Barcelona!. Cogimos cita y Xavi en persona nos recibió en su oficina. En ese primer contacto entramos en confianza y supimos que aquí empezaría a coger forma nuestra idea. Después de varios contactos, consejos, llamadas y cambios, logramos planificar con la máxima facilidad nuestro viaje, exactamente como lo queríamos.

   Ahora nuestro sueño ya se ha realizado, y ha sido todo un éxito!

Un viaje de 15 días alucinante, que empezó el día 1 de septiembre con ese tramite obligatorio; mas de 17mil km. de avión.

Nada mas llegar a destino nos hicimos las primeras fotos donde quedan reflejados el cansancio y la paliza de tantas horas de viaje. Pero eso pronto se olvida gracias al recibimiento con música (pese a ser las 22h local), collares de flores y traslado a nuestro primer hotel, el Intercontinental Tahiti, para 2 noches de descanso y adaptación por el jetlag.

 El hotel, precioso! Piscinas y jardines muy cuidados, personal de primera…. Un buffet de desayuno descomunal, como casi todos los de los hoteles visitados aquí, pero este con mas variedad que ningún otro. Aprovechamos el día intermedio para hacer algunas compras por el entorno del famoso mercado de Papeete, y luego una pequeña excursión en 4×4 para visitar el interior de la isla, sus montañas y cascadas.

 

Segunda escala, y acercándose el motivo primero de nuestro viaje en Polinesia: Moorea hotel Hilton y… nuestra tan esperada Boda polinesica en el Tiki Village, un»mariage royale»!

Allí es donde nuestros recuerdos quedaran mas grabados. El hotel Hilton en si es una autentica pasada! Su piscina parece hecha con cristalitos, todos los bungalows que están en el jardín también tienen piscina privada, El mar lleno de arrecifes coralinos, es un foco de vida, peces de colorines por todos sitios y tiburones merodeando cerca de los puntos de luz al anochecer.

Es un privilegio el estar buceando, ojos gran abiertos, o paseando despacito con las piraguas de uso libre que ofrecen gratuitamente. El personal del hotel, siempre atento, te llena de detallitos y sorpresas; cocteles de bienvenida, toallitas frescas y perfumadas para refrescarnos del calor, decoración floral encima de la cama… las sonrisas y la amabilidad es algo constante y al principio sorprendente, pero rápidamente uno se acostumbra a ser igual, es una mezcla de educación y felicidad.

El saludo «ia orana», sonrisa puesta, se repite 50 veces al día. Coincidió la estancia con nuestros respectivos cumpleaños. Que agradable es entrar al bungalow a media mañana y… sorpresa! Una felicitación acompañada de una botella de champagne!

Por mucho que se busque, no es posible encontrarle un defecto a este hotel y a su personal tan atento y sonriente, trabajador y discreto a la vez.

Momentos de emoción, momentos mágicos fueron los que vivimos el día 4. El día de nuestra boda! Desde las 9h empezó la preparación.

Mi mujer Amalia dejándose llevar por la peluquera y la maquilladora, los dos fotógrafos Jean-Philippe y Christophe animándonos aun mas con sus sonrisas comunicativas…

Nos hicimos una sesión de shotting como llaman ellos para inmortalizar nuestra felicidad en los alrededores del hotel, antes de que nos viniese a buscar Tioni, polinesio imponente, agradable e increíblemente espabilado con sus 21 años. A los 5 minutos de conocerle parecía que lo conocíamos de toda la vida. Sería luego nuestro interprete durante la boda ya que hablaba multitud de idiomas y de forma impecable!.

Una boda perfecta, llena de felicidad y emoción, que empezó a las 2 y se alargo hasta las 10 de la noche, ya que luego estábamos invitados a la cena que organizaban y a ver el show de bailes con fuego. En el Tiki Village, nos adentramos realmente en la cultura y costumbres de los antiguos polinesios. Un sitio recomendable para quien le guste o quiera conocer la cultura y costumbres ancestrales.

Después de tres días de felicidad nos cambiamos de isla, para visitar la isla de la vahinilla, «Taha». Traslados impecables gracias a la magnifica organización que reina en todas las islas, taxis, vuelos internos, barcos… Te cogen, te llevan, se ocupan de las maletas… todo lo tienen controlado, y no hay que preocuparse de nada mas que de disfrutar de las vistas, el tiempo, la brisa agradable, el amor…   Taha´a private island, hotel de mucho renombre, donde mucho quieren hacer, pero después de lo vivido en Moorea, todo nos pareció inferior. A pesar de tener un impecable bungalow sobre el agua, pasamos dos días de transición, sintiéndonos bastante aislados por ser una isla privada (motu), la comida excesivamente onerosa y sin posibilidad de otra alternativa.

Transición que nos llevo a la perla del pacifico, Bora Bora!   Lo primero nada mas llegar, se te queda cara de tonto! Esa laguna… tanta belleza… esos colores… Es real? Una cosa son las fotos, pero verlo en la realidad es realmente impactante. La isla y la laguna mas bella del planeta! Como dijo mi dulce Amalia «cuando ves lo bonito que es, te entran ganas de llorar!» Otro collar de flores, te meten en un barco a todo lujo, toallas húmedas perfumadas, copita y directo al hotel (nada mas y nada menos que el Four Seasons), navegando en las aguas transparentes de esa magnifica laguna.

Al llegar creo que nos confundieron con los reyes de algún país importante, ya que así fue como nos trataron durante los 5 días que estuvimos, como auténticos reyes! El four seasons, un complejo impresionante, todo limpio, creo que con mas empleados que capacidad de clientes, y todos dedicados a ti. A la que te exclamas porque ves peces tropicales al lado de tu bungalow, si tienes un empleado cerca de ti tienes que pararlo porque sino te llama el servicio de habitaciones para que tengas pan para dar de comer a los pececillos, y a la que se te cae una gota de sudor te dan un vaso de agua lleno de hielo sin tener que pedirlo!

La estancia fue impecable, no te hartas de nadar por todos sitios, con todo tipo de peces, amarillos, verdes, azules, nemos, rayas manta… incluso en una excursión tuve una oportunidad única; Con el barco nos acercamos a dos ballenas de 8 y 18 metros, impresionantes, y me tire a nadar a su lado durante unos 20 minutos.   Finalizamos el fabuloso viaje con un regreso partido en dos, haciendo escala de un día en Los Angeles para hacer mas llevadera la vuelta a nuestra pequeña Tarragona. Regreso no deseado, claro esta, pero obligado.

Gracias al excelente trabajo realizado por el equipo de Xavi Fernández Viajes, y a la inigualable felicidad comunicativa de toda la gente que vive y trabaja en estas islas, nos quedara un excelente recuerdo y unas ganas locas de volver algún día, nunca se sabe…

Amalia y Arnaud





23 de agosto de 2013

Ia Orana,

En una palabra: inmejorable.

Ni en nuestros mejores sueños hubiésemos imaginado un entorno tan paradisíaco.

Un entorno lleno de playas de arena fina, aguas cristalinas, lagunas interminables con corales y peces multicolores, así como una gente local con grandes valores humanos como la humildad, la paciencia y el carpe diem; si esto es la Polinesia Francesa.

 

Cuando comenzamos a organizar el viaje, teníamos claro que nuestro viaje no solo debía incluir los lugares típicos de la Polinesia como Moorea o Bora Bora, sino también queríamos adentrarnos y de paso conocer la vida cotidiana de los/as tahitianos/as.

Por ello y tras seguir la recomendaciones de Xavi, finalmente nos decidimos por Huahine y Bora Bora en el archipiélago Société y Rangiroa en el de Taumotu.

La combinación de islas ha sido perfecta, ya que hemos podido ver y sentir sensaciones muy distintas en cada una de ellas. Desde la sensación de soledad en la isla y el acercamiento más local que nos ha ofrecido la isla de Huahine, hasta la parte más lujosa y cordial de Bora Bora, sin olvidarnos de la gran laguna, snorkeling y diving de Rangiroa.

Como una imagen vale más que mil palabras, a continuación incluimos algunas de nuestras fotos.

Gracias Xavi y al todo el equipo, el viaje ha cumplido con creces nuestras expectativas iniciales. Por cierto, ¿cuando comenzarnos a organizar el viaje para el año que viene?

Mauruuru. Nana.

Edurne y Aitor





7 de agosto de 2013

Ia orana Xavi,

Bé, ja sóm aqui. Un viatge llunyà i fantàstic, malgrat el temps (fins i tot a Nova York va ploure un dia!). Tothom ho deia, no era normal, però en els últims anys aquesta situació era més i més habitual.

Ho confirmava el senyor de la plantació de vainilla a Taha. La floració de la planta de la vainilla en els últims 4 anys s’havia endarrerit 3 mesos! Serà el canvi climàtic?

L’Ester no és tant positiva com jo, esperava disfrutar més de la platja (poques) i algunes altres coses que diu prefereix parlar amb tu després de les teves vacances (setembre).

Vem parlar una bona estona per tel. amb la Laura a Bora Bora i ella també ens va comentar el problema meteorològic. Ens ho vem passar molt bé fent snorkeling (plovent! vaja, s’estava millor dins de l’aigua que fora!) amb l’instructor Reynald (un tio molt simpàtic).

També vem fer un snorkeling a Taha, però no tenia ni punt de comparació; tot i que aquest incluia el picnic, la granja de perles i la visita a la plantació de vainilla. Totes les illes fantàstiques, Arrivada a Taihiti i dies a Moorea molt bé (Sofitel molt bé), però Huahine/Raiatea/Taha/Bora Bora amb molt de vent i pluja (sobre tot les dues primeres) … i estones de sol també; temps del subtròpic! … però esperavem que la meteo fos més «equilibrada» i calurosa.

Ens va sorpendre molt agradablement el Raiatea Lodge i el tracte amb l’Olivier – Director de l’hotel). A tot arreu vem menjar força bé (és nota l’influència francesa). Vam llogar cotxe a Moorea, Huahine i Raiatea. Tota la vegetació estava exhuberant (no te res d’estrany amb tanta pluja a l’estació seca!), però amb poquíssimes platges (més aviat pedres i coralls). Les aigues molt bé, cosa que no es pot dir de la terra … els autòctons molt poc cuidadosos del entorn i amb molta deixalla tirada arreu (ampolles, plàstics, paper), vaja bastant deixat tot.

Només els hotels ho tenien tot molt bé. Les vistes des del Sofitel Private Island impresionants, l’hotel estava molt bé, però el de Moorea se’l veia més nou.

LA i NY ja són ciutats conegudes i vem aprofitar per veure racons que no coneixiem i un «descans» entre vols intercontinentals. El Best Western molt be (ja coneixiem la cadena de l’any passat), sencill per molt complert. En canvi el Marcel, no el recomenaria. En el lobby et foties de fred, la habitació a la quarta planta, petita i sorollosa (finestra que no ajustava be) i donava a la Tercera Avda. Be, NY «sempre val una misa» i és una ciutat en la que sempre et queden coses per fer o veure (ens te el cor robat).

Fins aviat

Nana Jaume

 





17 de mayo de 2013

Hola Xavi!
Nomes et puc dir que això es INCREIBLE!
Si vem quedar maravellats amb Moorea…quan vem arribar a l’hotel de Bora Bora no sabiem quina cara possar. Això es algo insuperable.
A Moore vem fer l’excursió dels Quads i tambe vem fer la d’anar amb moto d’aigua per veure dofins i banyar-se amb les ralles i taurons. Per s’interessa, es molt recomanable.
Ahir vem fer amb el Christopher la de snorkeling i tambe va ser molt xula.  No feia molt bona mar, pero vem poder fer snorkeling a un punt de la llaguna i a mar obert a on vem nadar amb 4-5 taurons. Super impactant.
De  moment tot esta sortint genial i estem molt contents.

Montse





10 de octubre de 2011

El mejor viaje de nuestra vida!! todo salió a la perfección y la organización un 10!!

LOS ANGELES –  HUAHINE – BORA BORA – TIKEHAU – LAS VEGAS – SAN FRANCISCO

Salimos de Barcelona con destino Los Angeles (haciendo escala en Paris), el viaje fue muy bien, no hubieron retrasos y llegaron las maletas, así que empezábamos con buen pie!!
En los Ángeles estuvimos en el Hotel Mondrian, muy minimalista y moderno y situado en la mejor zona de L.A. El día que estuvimos reservamos una excursión a través del hotel para visitar la ciudad, nos hicieron un tour por el paseo de la fama, hollywood, beverlyhills, las casas de los famosos,las casas de estilo Victorianas…y por la tarde fuimos a Estudios Universales. Nos habían dicho que los Ángeles no valía mucho pero a nosotros nos gusto! es americano 100%! tal y como ves en las peliculas!

Salímos por la noche de LA y después de 8 horas de vuelo llegamos a Papeete!! Allí nos esperaba un corresponsal que nos dio la bienvenida con collares de flores y nos entrego toda la documentación para la estancia en polinesia, además de un cestito con un pareo, dos botellitas de agua y un aceite solar típico de allá. Nos acompaño a facturar y nos despedimos hasta la vuelta.
Llegamos a Huahine y alucinamos!!!!!! allí nos esperaba un trabajador del hotel que nos llevo, primero en jeep y luego en barco hasta el Hotel Te Tiare Beach Resort. El hotel muy bonito y elegante y el staff muy atento y educado. Estuvimos 3 noches en un bungalow overwater. Desde nuestra terraza teníamos las mejores vistas! todo el «lagoon» con diferentes tonos de azules, el arrecife de coral y las olas que rompían a lo lejos, y como si fuese una postal, la silueta de la isla vecina!
Allí hicimos varias excursiones, muy recomendable la de ir en 4×4 por el interior de la isla! es muy virgen y salvaje y subir hasta el punto más alto de la isla para ver las vistas es precioso!!
Después de 4 días y 3 noches increíbles nos fuimos hacia Bora-bora, y si Huahine creíamos que era un sueño, Bora-Bora nos dejo con la boca abierta! estábamos en el paraíso!! Nos alojamos en el Four Seasons, el mejor hotel que hemos estado y quizá estaremos, la habitación estaba perfectamente decorada hasta el último detalle, con trocitos de suelo de cristal para ver el mar, con una terraza enorme para poder tomar el sol, bañarse, cenar,…con el monte Otemanu de fondo. Aquí hicimos una excursión de ir a bañarse con tiburones fuera del arrecife, dar de comer a las mantas y hacer snorkel en un jardín de coral donde había miles de peces de colores! Fue de las mejores excursiones que hicimos! También nos gustó mucho una noche coger el barquito del hotel que te llevaba a la isla principal e ir a cenar al Bloody’s Mary.
En Bora Bora estuvimos 5 días y se nos hizo corto, nos fuimos de allí con el corazón encogido pensando si alguna vez volveríamos…por suerte aun nos quedaba Tikehau!
Tikehau es un atolón con 400 habitantes y dos calles por pueblo, solo hay palmeras y palmeras,  y playas de arena rosada! Es la isla más auténtica, con un bungalow sobre la playa que tenía el lavabo al aire libre. En la orilla de la playa nadaban las crias de tiburones y muchos peces de colores! Nos quedaban pocos días en la Polinesia, así que los disfrutamos a tope! hicimos una excursión para hacer snorkel en el paso abierto de la barrera de coral con comida posterior en una playa desierta, donde te cocinaban el pescado a la plancha y pan de coco! buenísimo!!! También cogimos unas bicis en el hotel y fuimos a dar una vuelta por el pueblecito!
Y llegó el día de irnos…así que con mucha pena y soñando con volver volamos a papeete donde esa misma noche salíamos hacia Las Vegas. En Papeete, tal y como nos dijo Xavi, fuimos a ver el mercado y por la noche a cenar a las «roulotes». Nos gusto mucho, muy auténtico y recomendable.
Solo pisar el aeropuerto de Las Vegas ya habían máquinas tragaperras por todos lados! Es un espectáculo a lo grande, hay que verlo!! Estuvimos alojados en el hotel Bellagio, y daba igual a la hora a la que pasaras por el casino que siempre estaba a tope de gente!! desde allí hicimos una excursión al Gran Canyon! una maravilla!!! nos encantó! fuimos primero en avioneta y luego en helicóptero por  dentro del cañon! muy recomendable!
Y ya nos quedaba solo la última parada de viaje, San Francisco! la ciudad no encanto! Hicimos todas las «turistadas» que valen la pena!! Subir en el tranvía, bajar por la calle de las curvas «Lombard Street», alquilamos unas bicis para atravesar el golden gate e ir hasta Sausalito, para volver luego en ferry. Fuimos también a visitar la prisión de Alcatraz! que gracias a la recomendación de Xavi habíamos comprado las entradas desde Barcelona con tiempo, porque allí en taquilla ya no quedaban entradas, y suerte que las teníamos! no puedes ir a SF sin visitar Alcatraz!!
En fin, San Francsico nos encantó!! volveremos!!!!
Después de 20 días de viaje volvíamos a Barcelona soñando con repetir un viaje así y pensando ya en nuevos destinos para los próximos!!!

 

Muchísimas gracias Lourdes y Xavi!! el viaje fue impresionante!! y hasta el último detalle estaba pensando y cuidado!!! Ha sido el mejor viaje de nuestra vida y será muy difícil superar esta maravilla!!!!!!

Rosa y Joan





22 de junio de 2011

Ia orana:

 En Bora Bora y concretamente en el hotel Sofitel Marara se ha inagurado un nuevo restaurante llamado «La Suite». Es un restaurante abierto para todo el público tanto huespedes del hotel como de fuera del hotel. Ofrece una cocina muy refinada con especialidades. Está abierto todos los días de 18.00h. a 22.00h, excepto los miercoles. A ver si os animáis!!!!!

Maururu roa

Naná





28 de mayo de 2011

Iaora na!
Estamos en tikehau y ya nos vamos mañana!
La polinesia nos ha encantado!!!! Es el paraíso!!
Las islas preciosas y los hoteles una pasada!!!!
Estamos encantados con todo! Nos hemos bañado con rayas,buceado con tiburones, con miles de peces de colores, hemos ido en 4×4,…! En fin,una pasada!!
Ahora nos queda la ultima semanita por eeuu!!
Nos vemos a la vuelta y muchísimas gracias por todo!!! Mauruuru!

Besos!!
Joan y Rosa

P.D: en tikehau hay tele!! Joan podrá ver el Barça!!





21 de marzo de 2011

Hola Xavi,

ja estem aqui i per desgràcia, avui ha tocat treballar… Quina depressió.

Va sortir tot perfecte, cap inconvenient excepte el susto del tsunami a La Pirogue. Per la resta els hotels crec que els vam clavar. Al Sofitel menys mal que no vam agafar l’overwater perquè els bungalow jardi estan collonuts i ens van donar un al costat del restaurant i centre d’activitats i a 3 metres de la platja.

La pirogue és una passada. teniem por d’aburrirnos però no va ser així. Per posdar un «pero», diria que el propietari no va saber gestionar el susto del tsunami, però per lo demés el lloc és collonut per passar 3 dies tranquils i en un lloc casi verge.

I el St Regis, perfecte, una bona traca final…

Gràcies per el detall que li vau deixar a la Natàlia al Tahiti Nui. Els de Manureva van ser molt amables i ens van trucar abans de marxar per veure com havia anat tot i per donar-nos consells de com passar la tarde a Tahiti…

En fi, que va sortir tot rodat… A l’Octubre tenim una altra boda a la família, pel que si decideixen fer un viatge aixi, t’els envio.

Si tens algun foro on vulguis que posem les teves «bondats», ho farem encantats

Mauruuru!!

Pere i Natalia





21 de febrero de 2011

El hotel Le Meridien de Bora Bora abre de nuevo sus puertas totalmente renovado  con una oferta interesante: por la reserva de 4 noches regalo de una noche en el hotel Le Meridien de Tahiti, tambien renovado.

Reservas realizadas antes de 20 de mayo y para viajar hasta 20 de dic del 2011.

Os recuerdo que el hotel Le Meridien  Bora Bora esta ubicado en la «perla del Pacífico»,  se encuentra en un islote «motu» de 10 km de largo con vista al Monte Otemanu dentro de una de las lagunas más hermosas del mundo. Es una isla exuberante de selvas tropicales a orillas de una laguna azul y, como pronto descubren los visitantes, uno de los lugares más románticos del mundo.

Le Méridien Bora Bora cuenta con 99 cabañas decoradas con temas tropicales situados sobre la espectacular laguna o emplazados junto a arenas color marfil en medio de la sombra grandes palmeras. Las cabañas del centro vacacional ubicadas sobre el agua cuentan con pisos de vidrio que ofrecen vistas maravillosas de la vida marina bajo la superficie. Por su parte, las cabañas en la playa ofrecen playas privadas y hamacas. Las suaves brisas del Pacífico Sur flotan hacia el interior refrescando el lugar mientras mecen las cortinas delicadas de las camas con dosel. 

IMPRESIONANTE, OS LO ASEGURO.





 
 

Xavi Fernández Viatges S.L. - B63494546 - Licencia de Agencia de Viajes mayorista y minorista. GCMD-178 IATA 782838-1
Inscrita en el Registro Mercantil de Barcelona,Tomo 36556, Folio 200, Hoja 293597, Inscripción 1a